domingo, 17 de mayo de 2009

El cine sólo se aprende en las salas de cine

Sagrado cree que este blog no es de cine, sino algo personal. La realidad es que por suerte no sabemos separar nuestras vidas del cine. Pero si se ha de hablar de cine se habla, aunque siempre en primera persona. Llevo meses dándole vueltas al asunto y creo que hay algo del cine que todavía se me escapa. Aún no he aprendido todas las reglas del juego. Irlas descubirendo poco a poco es emocionante. Como cuando descubrimos que el motor que hacía avanzar la historia del cine era el realismo y que los que acabarán vendiendo su alma al diablo en las películas son los actores. Eso es algo que nadie puede enseñarte. 

3 comentarios:

M. dijo...

Le cinéma, pas un art ni une technique, mais un mystère.

mirandoajulie dijo...

jajaja, no vol dir res.
me parece maestría de cine.
me gusta tu texto, y me gusta también no saber tantas cosas del cine, aunque pueda provocar brotes psicóticos.

Eugène dijo...

en eso estamos, en eso estamos... y como tu dices, eso lo descubrimos copiando a los grandes. Que es en lo que consiste todo.